elaboración de cerveza

Funcionamiento y climatización de una sala de elaboración de cerveza

La elaboración de cerveza es un proceso que tiene una larga tradición. Desde muy antiguo, ha sido una de las bebidas más populares en todos los pueblos, pero hoy por hoy una sala de producción de cerveza es un espacio complejo. En él tienen lugar todos y cada uno de los pasos necesarios para su fabricación.

La materia prima

Junto con la maquinaria, la materia prima es la gran protagonista en la sala de elaboración. El lúpulo, la cebada, el agua y la levadura son almacenados en silos y depósitos, en los que conservan su propiedades. Sin embargo, existen plantas cerveceras en las que estos se encuentran en otros espacios, fundamentalmente debido a su tamaño.

La maquinaria

La primera tarea en una sala de fabricación de cerveza consiste en el limpiado y trituración del grano y en el tratamiento del agua. Este grano cocido pasará al macerador, donde se saca todo el jugo a la cebada y el lúpulo. A continuación, en la caldera del mosto se filtra el líquido y se deja limpio y preparado para la fermentación.

La temperatura es un factor esencial en este proceso, por ello el intercambiador de calor entre la caldera del mosto y el fermentador realiza una labor fundamental al enfriar el mosto. Pero además, es también muy importante mantener la temperatura de la sala mediante un sistema de climatización.

El fermentador es el siguiente dispositivo en la cadena. En él la levadura y el aire inyectado hacen posible que el gas carbónico y el alcohol se liberen, es decir, una vez fermentada la cerveza estaría casi lista. Esta tiene ahora tan solo que pasar por el tanque de clarificación en el que se eliminan los residuos de levadura.

Finalmente, tan solo hay que dejar que la cerveza madure. Esto tiene lugar en el tanque de almacenamiento y es lo que hace que la fabricación lleve más tiempo.

termofriger

Acerca de termofriger